Género
Especie
NEC. HÍDRICAS
ÉPOCA FLORACIÓN
Resistencia al frío
NEC. INSOLACIÓN
Color Floración
TENDENCIA PH
Vivers Càrex - Callistemon laevis

Callistemon laevis

Género: Callistemon
Especie: laevis
Familia: Mirtáceas
Nombre popular: Limpiatubos, ábol del cepillo, escobillón rojo, limpiabotellas.
Distribución natural: Originaria de Australia y Oceanía.
Humedad: Baja o Mediana
Insolación: Sol
Requerimientos edáficos: Vive bien en suelos ácidos, básicos y neutros. Tolera texturas arcillosas, arenosas y francas. Prefiere disponer de un buen drenaje. Vive bien en terrenos relativamente húmedos, aunque es resistente a la sequía. Tolera bien los suelos pobres y relativamente salinizados.
PH: Sin tendencia limitante
Color A: Rojo
Floración: Primavera Verano
Porte: Arbusto de hasta 1-2,5 m de altura y 2 m de anchura, de estructura más o menos irregular.
Hojas: Perennes
Resistencia al frío: Zona 9 (-6,6 a -1,2º C)
Características: Arbusto perennifolio de crecimiento medio, de poco más de metro y medio de altura (en ocasiones más de dos metros). Las hojas nacen en disposición alterna y tienen forma lanceolada-lineal, coriáceas y rígidas, de unos 5 cm de longitud y con color verde apagado (grisáceo). Las flores se disponen en las finalizaciones de tallos fértiles agrupadas en una espiga abierta. Destacan el conjunto de los numerosos estambres libres de tonos rojizos o rosados de unos 3 cm de largo. La floración es abundante durante la primavera y el verano. Los frutos son cápsulas endurecidas de forma oval alargada, y color pardo, que se desarrollan inmediatamente después de la floración.
Usos frecuentes: Su capacidad de florecer varias veces y de forma muy abundante la hacen muy interesante como planta destacada de los jardines, y se puede extender de la primavera a principios de otoño. También ofrece una coloración intensa gracias a los nuevos brotes de color rojizo. Muy útil en zona cerca de la costa y con influencia marítima. Apta para terrenos relativamente salinizados.
Jardineria: Es característico el crecimiento continuo del tallo de una temporada a otra, dejando por debajo de la nueva floración el fruto del año anterior. Si se quiere garantizar una gran floración en la siguiente temporada, se requiere hacer una importante poda de los tallos por debajo de las flores marchitas. Agradece un abonado o compost a principio de primavera, así como un riego periódico en verano y escaso en invierno. Es sensible a las heladas prolongadas. En lugares fríos es conveniente plantarla en orientación sur u oeste y protegida.
Agrupaciones:  Alóctonas.  Persistentes.  Perennifolias.  Adaptadas a zonas litorales.  Medianas y setos. 

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede saber más sobre nuestra política de cookies aquí

Acepto